"It: Capítulo 2": miedos, recuerdos y amistad en Derry



El Club de los Perdedores regresa a Derry 27  años después para enfentar nuevamente al sanguinario payaso bailarín en sus múltiples formas.

Ficha técnica
Género: Terror.
Director: Andy Muschietti
Reparto: James McAvoy, Jaeden Martell, Jessica ChastainSophia Lillis, Jay Ryan, Jeremy Ray Taylor, Bill Hader, Finn Wolfhard, Isaiah Mustafa, Chosen Jacobs, James Ransone, Jack Dylan Grazer, Andy Bean, Wyatt Oleff, Bill Skarsgård.
Estreno: 5 de septiembre de 2019
Duración: 2h 50 min.

Sinopsis: Tras una llamada de alerta, los  miembros del Club de los Perdedores se reencuentran en Derry 27 años después de su primer enfrentamiento con Pennywise. El aterrador payaso está de vuelta y ansía concretar su venganza, pero los Perdedores prometieron volver y destruirlo para siempre.


Reseña: Stephen King lo quiso así: dos historias, en la niñez y la adultez, conectadas por un mismo puente. Y en esta adaptación, secuela de "It" (2017), volvemos a Derry junto a nuestros Perdedores favoritos para acompañarlos en el reencuentro. El problema es que el antiguo enemigo del club es el motivo de dicha reunión.


Al finalizar la primera película los siete amigos hicieron una promesa: si el payaso asesino decidía volver en el futuro, se unirían para derrotarlo nuevamente y para siempre. De hecho un elemento repetido que fortalece la trama en ambas películas reside en el clásico "la unión hace la fuerza", así como en el valor de las  promesas en la amistad. Y, a pesar del distanciamiento entre los miembros de este maravilloso club, nada dura para siempre. 




El film del argentino Andy Muschietti es un retrato perfecto del crecimiento, la amistad y los miedos. Esos que reaparecen en nuestras vidas cuando menos lo esperamos, despertando traumas y recuerdos que creíamos haber dejado atrás. Porque, al fin y al cabo, los personajes de esta historia son como nosotros. Y, más que los miedos, el verdadero protagonista es el valor que se necesita para vencerlos.

Otro tema interesante, que deriva en una forma particular de presentar la trama, tiene que ver con la memoria. Los protagonistas olvidaron algunas vivencias pero, como siempre, resulta imposible enfrentar el presente sin el pasado. De esta manera la película juega con flashbacks, la mayoría pertenecientes a escenas que resultan inéditas para el espectador. La historia se vuelve más personal y emotiva, con un recorrido por el interior de cada personaje. 


Es importante destacar que, si bien el eje de la historia es el terror, "It: Capítulo 2" propone un viaje sin escalas desde los sobresaltos hacia las carcajadas. Y gran parte de este mérito se debe a los actores, entre quienes destaca el talentoso Bill Hader con su papel de Ritchie en versión adulta. La opinión final de cada espectador se basará en gustos personales, pero es imposible quedar indiferente.


Más allá del humor hay escenas enfocadas en el terror de Pennywise que son más oscuras que en la primera entrega y generan tensión en el espectador. La escena de Bill Denbrough en la casa de los espejos merece una mención especial, y ya lo esperábamos cuando vimos las primeras imágenes en el adelanto. Pennywise volvió en su versión más sanguinaria y a su vez surrealista, demostrando que puede jugar con las mentes y cambiar su forma en auténticas pesadillas. El talento de Bill Skarsgård vuelve a robar la atención en múltiples ocasiones, más aún teniendo en cuenta que sus expresiones más icónicas no necesitan efectos especiales.


Además, el reparto completo refleja una búsqueda del equipo por lograr el parecido esperado entre los niños y los adultos, tanto físicamente como en sus personalidades.


Asimismo la música acompaña a la perfección el recorrido de la trama, y se pueden apreciar referencias y cameos que responden a los gustos del director. Además, una escena con la intervención de Stephen King se convierte en un homenaje al origen del payaso más temible.

"It: Capítulo 2" es una despedida a los Perdedores, y a su vez nos recuerda que todos lo somos en algún momento. Es una película de terror, pero no se queda en esta etiqueta y busca generar diferentes emociones en los espectadores. Es una historia que vale la pena ver por uno mismo, para dejarse llevar una vez más por los secretos que viven debajo del pintoresco Derry.



No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.